QUÉ VER EN ITALIA | Piezas de arquitectura renacentista

514

El arte ha ido moldeándose en las distintas épocas que ha visto el mundo, en todas sus variantes, pero en los siglos XV y XVI se pudo ver un cambio drástico en este aspecto, especialmente en la variante arquitectónica del arte. Los artistas que comenzaron el movimiento renacentista pusieron sus esfuerzos en marcar un antes y un después en las construcciones de la época, dejando atrás el estilo gótico y dando paso a nuevas e innovadoras obras. Mira en este artículo las piezas de arquitectura renacentista.

La complejidad técnica y la búsqueda de la perfección, tanto técnica como visual, hizo que este estilo arquitectónico se convirtiese en uno de los más llamativos. Que cada construcción se documentase al detalle ha ayudado a que hoy se pueda disfrutar de obras que han sido destruidas, pero que aún pueden verse detalladas en el papel.

Esa perfección y armonía que buscaban los artistas del renacimiento se conseguían gracias a cálculos matemáticos que les ayudaban, entre otras cosas, a obtener las relaciones armónicas que para ellos dictaba el universo. Buscaban mostrar en sus obras arquitectónicas esas proporciones con las que Dios creó el cuerpo humano. De esta forma consiguieron llevar a un denominador común las formas geométricas más básicas y convertirlas en una proporción válida de forma universal. Para ello utilizaron la formulación conocida como número áureo, un número irracional que se considera peculiarmente bello.

Gracias a esta forma de ver la arquitectura, todas las construcciones de este período artístico son construcciones racionalmente comprensibles, y su estructura interna es fácilmente reconocible por presentar una gran claridad.

arquitectura renacentista en el

Templete de San Pietro:

 ARQUITECTURA RENACENTISTA:

Mandado a construir por los Reyes Católicos, Bramante fué quien se encargó de construir este templete. Se trata del primer edificio renacentista que utilizó una cella rodeada con un anillo de columnas con arquitrabje. Construido en piedra, su diámetro es realmente pequeño, de cuatro metros y medio. Siendo la mitad de su espacio ocupado por el altar y la escalinata del mismo, se trata de una obra en la que su verdadera belleza se encuentra en el exterior, donde Bramante puso el foco de sus esfuerzos.

 la arquitectura renacentista en la Cúpula San Pedro de Roma:

 ARQUITECTURA RENACENTISTA:Miguel Ángel se encargó de una parte de la construcción de la Basílica de San Pedro, una de las obras más reconocidas del período renacentista. El artista retomó la idea que Bramante tuvo, cuando se le encomendó el proyecto, de planta en cruz griega. Pero la gran aportación de Miguel Ángel Buonarroti a la basílica fue la gran cúpula de 42 metros y medio situada sobre el altar mayor.

Se trata de una doble cúpula, la exterior está recorrida por nervios que, además de su función técnica, embellecen el exterior de una cúpula que pasaría a ser el punto culminante del movimiento renacentista. Por su parte, la cúpula interior estaba sostenida por un tambo decorado con columnas pareadas entre las ventanas, que suplian el problema que daba el dejar las pilastras a plena vista que tienen una estética poco atractiva.

Cúpula de Santa María del Fiore

 ARQUITECTURA RENACENTISTA:La Catedral de Santa María del Fiore, en Florencia, no es una obra renacentista en su totalidad. Comenzó su construcción a finales del siglo XIII, pero no fué hasta principios del siglo XV que finalizó su construcción, que sería coronada por una cúpula de 42 metros. Brunelleschi, que aceptó el desafío de solucionar el problema que tenían con su cúpula, se inspiró en el Panteón de Agripa para construir una cúpula innovadora, con un tambor rematada por una linterna.

Esta cúpula octagonal, creada con un juego de doble cúpula, representa la unidad cristiana y, además, consigue darle un aspecto poco cargado a la construcción del edificio. La construcción de la cúpula de esta catedral es conocida como una de las primeras obras de la arquitectura renacentista.

 arquitectura renacentista en el Palacio Medici Riccardi:

 ARQUITECTURA RENACENTISTA:El Palacio de Medicini Riccardi data de los años 1445 a 1460, es uno reconocido lugar por su mampostería de piedra, el cual destaca por su sillería como el almohadillado. Es una pieza que muestra el espíritu renacentista de la época. Es una opción que merece la pena apreciarlo.

Muchos siguen en la actualidad estás piezas, que si tuviéramos que valorarlas en dólares, serían construcciones demasiado costosas. Son esculturas que forman parte de la historia de una ciudad o país.

 

 

 

 

 

Califica este artículo!

También te puede gustar...